Consejos para diseñar la isla de cocina perfecta

Ya sea construyendo una casa nueva o remodelando un espacio existente, una isla de cocina es una característica de diseño imprescindible que puede transformar la forma de usar y disfrutar de la habitación más concurrida del hogar.

Por lo menos una isla agrega espacio de almacenaje y de trabajo, creando un punto que concentra los diversos aparatos y áreas en la cocina.

Más allá de eso, una gran isla crea un punto de reunión donde las familias pueden congregarse y crear recuerdos asombrosos, haciendo del lugar y el momento algo más íntimo y relajado.

Veamos entonces qué debes tomar en cuenta cuando de una isla para cocina se trata:

a) Comienza con el tamaño

¿Qué tan grande quieres que sea tu isla de cocina? Esto depende de muchas variables.

¿Cuánto espacio tienes para trabajar? ¿Y cuál va a ser el objetivo principal de la isla? ¿La usarás como espacio adicional para cocinar y preparar, o funcionará principalmente como un lugar para desayunar/comer/cenar?

Igualmente importante para el tamaño de la isla es la cantidad de espacio alrededor de ella.

Por lo que debes asegurarte que dentro de tu proyecto se tenga suficiente espacio alrededor de la isla para no obstaculizar el flujo de tráfico a través de la casa o limitar la capacidad del cocinero para moverse con facilidad y eficiencia.

b) Los lugares o asientos

Tener asientos en tu isla de cocina es una gran forma de aumentar la funcionalidad de la isla de cocina.

Hay varias maneras de diseñar una isla para maximizar la capacidad de asientos. Puedes utilizar una isla de varios niveles que separará la zona de asientos y el espacio de trabajo / preparación.

Puedes utilizar la isla como base para una zona de asientos tipo banquete.

Esto sería destinar un espacio de la tabla que se puede incorporar fácilmente en un extremo de la isla o puedes dejar un excedente del lugar con bastante sitio para mover las sillas que estarán resguardadas por debajo cuando no estén en uso.

c) Almacenamiento

Las opciones son casi ilimitadas para el almacenamiento en una isla de cocina.

Cualquier combinación de cajones, gabinetes y estantes te da la posibilidad de personalizar realmente la isla a tus necesidades de almacenamiento específico.

Con eso en mente, es una buena idea pensar en lo que quieres almacenar en la isla.

Por ejemplo, los artículos diarios necesitan ser fácilmente accesibles, los pequeños electrodomésticos y ollas más grandes pueden requerir profundidad o altura adicional.

d) Elección de la superficie

Ahora viene el punto estelar de la isla de cocina y esta es la superficie a elegir.

Bien puedes elegir entre colocar acero inoxidable, loseta, madera tratada o utilizar piedras naturales como lo sería una de las bellas piezas de mármoles exóticos.

Esta última sería un pequeño lujo que distinguirá uno de los lugares en donde te encontrarás el mayor tiempo, ya sea cocinando, comiendo o disfrutando de una sobremesa.

En Mármoles Arca estamos para ayudarte y contamos con una amplia selección de piedras naturales únicas, exóticas y raras de todo el mundo.

Nuestro personal te guiará a través de la selección, diseño e instalación. Damos la bienvenida a propietarios, diseñadores y contratistas para visitar cualquiera de nuestras salas de exposición.

Bethany

Este último verano fue probablemente el mejor verano que he tenido en toda mi vida, aunque eso sea decir mucho, debido a que gracias a Dios he tenido la gran fortuna, a lo largo de mi vida de tener grandes veranos en muchos lugares del mundo, incluyendo varios excepcionales de ellos en mi propia casa; sin embargo, ninguno de mis veranos han sido tan bueno como los muchos de ellos que he pasado en las Montañas Rocallosas de Colorado.

La  verdad, este verano no pintaba para ser uno extraordinario, que superase mis veranos pasados en Colorado; sin embargo, poco sabía de lo extraordinario que sería aquel par de meses donde el verde de las montañas brilla con los intensos rayos del sol que impacta a los altos pastos, rocas, ríos lagos y sobre todo en la copa de los árboles, que bailan con el viento de la tarde, vientos que generalmente traen consigo una fuerte lluvia, encargada de hacer brillar el color esmeralda de aquellos lugares.

Lo primero que hicimos al llegar a nuestra casa fue ir a la casa de unos viejos vecinos, que se cambiaban de casa e irían a vivir a Minnesota, por lo que hicieron una gran venta de sillones en su garaje, algo que se hace mucho en los Estados Unidos cuando alguien se muda, especialmente cuando este cambio es a otro estado.

Estos eventos de venta de sillones, tostadores, lámparas y todo tipo de cosas son siempre eventos grandes en la calle de los vecinos donde puede suceder, especialmente en Colorado y Tennessee, que se hagan carnes asadas deliciosas y se de mucha cerveza siempre servida en jarras grandes para agua.

Después de algunas horas de estar ahí  llegaron cuatro familias quienes regresan a casa cada verano para disfrutar de las hermosas montañas de Colorado.

Todas aquellas cuatro familias trajeron un gran cargamento de carne texana y cerveza Blue Moon, por mucho mi cerveza favorita en los Estados Unidos, algo que me hizo muy feliz, ya que pocas cosas son las que me causan más felicidad que cervezas y buenas carnes.

Sin embargo, eso no era lo mejor del asunto, ya que algo sucedió que me hizo el hombre más feliz de la tierra, además de haber sucedido en el momento perfecto, muy parecido a aquel momento cuando se le hecha la correcta salsa a unos tacos.

Resulta que una de esas cuatro familias es la familia de mi primera novia, a quien no veía desde hacia años luz y quien se convirtió en la mujer más hermosa de la tierra y por quien siempre he tenido un gran aprecio.

Ella es una verdadera vaquera, quien gusta de las fogatas; la cerveza; los caballos; las armas y sobre todo, en combinar todo esto al ir días enteros a campar a las montañas, además de ser, como ya lo mencioné, la mujer más hermosa de la tierra.

Su nombre es Bethany e hizo de mi verano el mejor de mi vida.

El lugar ideal para tu nueva vida

Me imagino que sucede en todas las profesiones y negocios; cuando se tiene un auténtico entusiasmo por lo que se hace, cualquier situación o experiencia que se viva, incluso si es en momentos de asueto, en los que intentamos marcar distancia del trabajo, puede llevarnos de vuelta a él.

Como planeadora de bodas, lo anterior me sucede con frecuencia. Si voy de compras con la idea de pasar una tarde en exclusiva para mí, me topo con un ramo de flores que podría quedar excelente para un centro de mesa, o un tipo de tela que sería ideal para los vestidos de unas damas.

Pero la cosa no se detiene ahí. Al disfrutar una lectura o ver una película o serie que tengan alguna relación, por más remota que sea, con el tema de las bodas, es común que algo en mi mente comience a girar y empiece a concebir ideas o nuevas estrategias, o simplemente a pensar en cuestiones relacionadas con el negocio, a partir de cualquier elemento de la trama.

Me sucedió así el pasado fin de semana, cuando abrí Netflix para buscar algo con qué distraerme y encontré la película Away we go (conocida en Latinoamérica con el título de El mejor lugar del mundo). La cinta no trata exactamente de la planeación de una boda, sino de una pareja ya casada, que ante la próxima llegada de su primer hijo, emprende la búsqueda del mejor lugar para vivir.

Lo que esta trama me hizo pensar es que la planeación de una boda consume tanto tiempo y esfuerzo a las parejas, que muchas todavía llegan al día del gran acontecimiento sin haber hecho consideraciones un poco más a futuro. Esto puede obedecer a las más diversas situaciones, desde que la boda en sí haya sido un evento precipitado, hasta que, al menos de momento, la pareja se encuentre en una situación cómoda y no se haya planteado cuestiones como dónde vivirán cuando comiencen una familia.

Por supuesto que en mi papel de asesora de bodas, tratar estos temas con mis clientes estaría completamente fuera de lugar. Sin embargo, en muchas ocasiones, las personas que nos limitamos a planear aspectos como las invitaciones, los recintos para la ceremonia y el banquete, los arreglos florales o la música, llegamos a vincularnos tanto con las parejas a quienes apoyamos, que terminamos por ser confidentes de muchas cuestiones que van más allá de la fiesta y no pocas veces ha salido en las pláticas el tema del mejor lugar para vivir.

Por eso en este blog, donde tengo espacio para explayarme un poco más, me decidí a compartir estas reflexiones acerca de cuál podría ser el lugar ideal para iniciar una nueva vida. Obviamente, lo de “ideal” hay que tomarlo con pinzas; muchos nos hemos enamorado de ciudades o poblados que visitamos en algunas vacaciones o que descubrimos en un documental de televisión, pero sabemos que la perspectiva de trasladarnos a vivir ahí sería poco realista.

No obstante, hay “sueños” que, con la correcta dosis de esfuerzo, ahorro y planeación, son realmente asequibles; como el aprovechar una venta de departamentos en la Condesa para vivir en una zona céntrica y agradable, o el encontrar una oportunidad de trabajo en otro estado de la república, incluso en otro país, para tener la calidad de vida a la que aspiramos.

Es probable que algo como “el mejor lugar del mundo” no exista, porque ninguna organización es perfecta y problemas como inseguridad, contaminación o caos vial pueden darse en cualquier lugar. Sin embargo, creo que todavía es posible encontrar ese ambiente donde nos sintamos acogidos, identificados y con mejores posibilidades de alcanzar nuestras metas. Ése es el lugar ideal para una nueva vida.

Ideas para planear tu boda en un destino turístico

Una de las mejores formas de sellar el compromiso de compartir la vida con esa persona especial es haciéndolo en un lugar cuya belleza o exoticidad armonice con lo que sentimos.

La mayoría de las personas tenemos un destino de viaje preferido o uno al que soñamos ir en algún momento de nuestras vidas, y qué mejor que hacerlo junto a quien amamos y para esa ocasión anhelada por muchos, que es la de la boda.

Sí, celebrar tu boda en una playa, una casa de campo, una antigua hacienda o hasta en un destino ecoturístico es una gran forma de resaltar la naturaleza extraordinaria del evento. También puede ser una motivación extra para que todos los invitados asistan.

Sin embargo, planear una boda así no deja de ser un reto. Temas como el lugar donde se llevará a cabo la ceremonia, la reservación del salón de banquetes y la coordinación y traslado de los invitados requerirán una planeación más compleja y anticipada.

Pero si casarte en algún rincón paradisiaco de nuestro país es tu sueño, no tienes que renunciar a él. En esta nota te daremos algunas ideas para que puedas lograrlo.

Elige un lugar accesible

Por “accesible” me refiero a un destino al que tus invitados puedan llegar sin mucho problema, con las opciones de transporte que tengan a su alcance; ya sea en su propio auto, en autobús o en los vuelos de una aerolínea económica, como Interjet. De esta forma lograrás que todas o la mayoría de las personas a las que quieres junto a ti en ese día tan especial puedan asistir.

Si quieres más exclusividad y prefieres un destino que no sea tan comercial y turístico, procura que al menos esté cerca de una ciudad o población de fácil acceso y que tus invitados tengan opciones de traslado.

Comenta la idea con tus familiares y amigos

Sabemos que la lista de invitados a una boda puede extenderse demasiado, pero también es cierto que hay personas a quienes invitamos por compromiso y otras a quienes definitivamente queremos a nuestro lado ese día.

Antes de hacer demasiados planes, reservaciones y gastos, platica con ese grupo de personas cercanas y considera su situación. ¿Están dispuestos a hacer el viaje? ¿Tienen las posibilidades económicas y de tiempo para solventarlo? ¿En qué temporada les resultaría más sencillo trasladarse?

Poner de acuerdo a un grupo de personas, aunque no sea tan numeroso, no es nada sencillo y tampoco lograrás dar gusto a todos, pero el considerar la opinión de tus seres queridos te dará pautas para organizar mejor las cosas, puede ayudarte a obtener alguna ayuda que tal vez no esperabas y si por alguna cuestión hay quienes no pueden acompañarte, al menos sentirán que hiciste todo lo posible por incluirlos.

Evita las temporadas altas

Aunque la boda sea un evento de un día, o de un fin de semana, cuando implica viajar, si eliges una temporada vacacional o de días festivos, las cosas pueden complicarse demasiado.

A menos que la celebración se lleve a cabo en una casa de tu propiedad o que puedas alquilar, será necesario reservar alojamiento. Y salvo que las distancias sean cortas y todos puedan trasladarse en sus automóviles, también será preciso reservar vuelos o viajes en autobús.

Mejor no compliques las cosas para ti y tus invitados, y elige un fin de semana que no coincida con puentes, vacaciones, ni días festivos.

Asesórate con una agencia especializada

Elegir destinos de viaje para celebrar bodas es algo cada vez más común, por lo que tanto las agencias de viajes como las de planeación de bodas pueden darte opciones y servicios para que la organización sea más fácil.

Investiga, planea y encuentra ese lugar paradisiaco donde celebrar uno de los días más importantes de tu vida.

El estar juntos toda la vida, esta a unos pasos

Muchas personas o mas bien casi todo habitante en la tierra busca a la persona que va a complementar su vida por el resto de sus dias, ellas lo que buscan cuando tienen a la persona indicada a su lado es demostrarle a su circulo de conocidos que ya esta con cierta persona, mientras que los hombres demostrar que tienen a la mujer que aman a su lado. Esto se pensaba hace muchos años, el aqui y el ahora es completamente diferente y empezo a tener otros significados o mas bien un giro ante la sociedad como para las leyes, sin que se piera la bonita tradición de casarse de blanco.

Por este hecho ha surgido una de las ramas mas bonitas que pueden existir que es planificador de eventos que nosotros nos especializamos en bodas, es hermoso poder ver como las parejas son las personas mas felices por un momento ya que es uno de los dias mas importantes de su vida, es unir a las personas que se aman que quieren envejecer y perdurar toda su vida, Nosotros como tal somos una agencia que se encarga de hacer las mejores bodas, al igual que si el cliente lo prefiere tambien le planificamos su luna de miel y que hagan el viaje de sus vidas para ayudar a fortalecer todo lo que pasaron un dias antes, Si esto es lo que quieres nosotros te podemos apoyar con esto no necesariamente contratandonos, nuestro objetivo es que te motives a hacer la boda de tus sueños acoplando tu presupuesto, aquí te enseñaremos como hacerlo compartiendo experiencias, donde poder comprar las cosas, como organizarlo, cuales son los mejores lugares para disfrutar, las cosas indispensables que no pueden faltar, saber que agrupación o DJ va acorde a la tematica de tu evento, entre muchas otras cosas que iras descubriendo conforme pasan las semanas.

Asi que debes estar al pendiente de este sitio para que puedas decubrir la magia de vivir una vida junto a la persona que deseas compartir toda tu vida.